martes, 9 de junio de 2009

Vidas curiosas VI: Erik Weiss




Si nos dicen que pensemos en un mago, no lo neguemos, a la mayoría de nosotros quién se le va a venir a la cabeza va a ser Harry Potter. Lo que no sabemos es que su creadora, JK Rowling, se inspiró en el mejor mago de todos los tiempos (haciéndole un homenaje para recordarle su figura a generaciones posteriores) para bautizar a su personaje: Harry Houdini (Hungría, 1874 - EEUU, 1926).


Su verdadero nombre era Ehrich Weiz y al emigrar desde Europa hasta la tierra de las grandes oportunidades, Estados Unidos, los agentes de inmigración convirtieron, por arte de magia, al pequeño de cuatro años en Erik Weiss.

Harry creó su nombre artístico de Houdini en honor al mago francés Robert Houdin. Aunque en 1882 empezara como trapecista, al final, se decantó por la magia. Era profesional en todas las ramas, pero Houdini se especializó en números de escapismo; atado de pies y manos y colgado bocabajo era capaz de salir de un tanque lleno de agua para asombro de todos los espectadores y alabanza de su gran forma física. Sin embargo, no se hizo sólo famoso por hazañas como ésta, sino que se especializó en fenómenos psíquicos y espiritismo. Más bien lo que hizo fue encargarse en desenmascarar a todos los falsos espiritistas. Este interés surgió al morir su madre. Houdini se dedicó a visitar a los mediums que aseguraban que podían comunicarse con los muertos. Acabó decepcionado con todos ellos, con la falta de precisión en sus datos y con el poco respeto que mostraban por el dolor ajeno, por lo que decidió denunciar al gremio, dando mítines en los que explicaba en qué consistían sus trucos para que la gente no cayera de nuevo en sus redes. En todos y cada uno de sus espectáculos siempre estuvo acompañado por su mujer Wilhelmina Beatrice Rahner Houdini.


Hoy es normal ver a los magos en espectáculos de circo (curiosamente el primer circo, y único, de piedra se encuentra en Budapest, la cuidad natal de este mago), aunque para Harry era algo normal actuar en teatros. Unos días antes de Halloween, por el mes de octubre de 1926, se encontraba en el teatro Princess de Montreal para dar una conferencia sobre los fenómenos paranormales que supuestamente estaban ocurriendo en la universidad McGill. El mago permitió la participación de los estudiantes interesados en el tema, pero a la charla acudió uno que más que estar preocupado por los fantasmas del más allá quería retar al mago que se jactaba de su fuerza en público. Le pidió a Houdini poder darle un golpe en el abdomen para comprobar su resistencia y el mago aceptó la propuesta. El chico no dio tiempo a que el mago se levantara cuando le asestó un golpe que Harry no esperaba. Para sorpresa de los asistentes, Houdini consintió que el muchacho volviera a golpearle, esta vez con los músculos de su estómago preparados para el impacto. Todos elogiaron la valentía del mago, sin tener nadie ni idea, ni siquiera el propio Harry, que aquel primer golpe le había roto el apéndice. Dos semanas más tarde, justo el mismo día 31, Harry cayó al suelo en mitad de una actuación. Fue entonces cuando los médicos le descubrieron el problema, pero ya era tarde, el golpe había sido demasiado certero. Harry, el mago, Erik, el hombre, moría de peritonitis producida por una apendicitis en la habitación 401 del hospital de Nuestra Señora de la Gracia en Detroit (Michigan).


Hasta después de muerto, Houdini nos tenía preparado un espectáculo más. Esta prueba definitiva era para mostrarles a los simpatizantes de lo paranormal lo equivocados que estaban. Compartió solo con su mujer unas palabras extraídas de una carta de su amigo el escritor Conan Doyle. Si contactaba con alguien desde el más allá lo haría por medio de este código. A pesar de muchos intentos y tras diez años de espera nadie consiguió descifrar nada. Desde entonces, cada 31 de octubre, miles de magos realizan sesiones de espiritismo en su honor. Invocan al ilusionista más famoso de todos los tiempos e intentan que su labor no caiga en el olvido.

Harry, un ejemplo de superación a seguir y que en nuestros días es sinónimo de mago. Sin duda, punto de referencia de la magia moderna; él fue el mago que consiguió hacer posible lo imposible. Los magos de todos los tiempos lo respetan y lo idolatran. Erik logró convertirse en un mito, una leyenda y una realidad.
Os dejo un enlace en el que podréis descubrir más cosas sobre Harry Houdini:

12 comentarios:

Eros dijo...

No tenía ni idea de esta historia, y me ha parecido bastante interesante, la verdad.

joselop44 dijo...

Me encanta le modo en que desgranas las vidas de gente excepcional. Los haces humanos con tu escritura.
Un abrazo.

Carol dijo...

Muy interesante la vida de Erik Weiss. Gracias por traerla.
Un beso.

Diego dijo...

Al final la mejor historia es la misma Historia.

¿a que sí Petardy?

Un beso

Logan y Lory dijo...

Hay vidas que sorprenden, tanto por como se desarrollan como por el carisma de sus protagonistas. El gran Houdine no sólo fue uno de los mejores magos del mundo, además era un hombre firme en sus ideas y las defendia ante todos.

Buen relato.

Un abrazo.

Byron y Xinver dijo...

Gracias por la historia. Conocía un poco su vida pero no cómo había muerto, vaya un destino del destino... Ni tampoco toda esa parafernalia postmortem. Desde luego este hombre está en nuestro pensamiento colectivo, al menos hasta nuestra generación, no sé ya si los siguientes van a perder la referencia. Por el mismo motivo yo nunca he visto una peli (ni leído libro) del Harry Potter. No es que lo menosprecie, pero vamos, no me ha llamado la atención.

Habitaciones rojas, pensamientos negros dijo...

Hermoso homenaje a Hudini, y a todos los magos del mundo que mantienen las ilusiones de pqueños y mayores...

Besos rojos,
HR.

seo dijo...

una historia muy interesante. e ha gustada saber mas de houdini.hay cosas que no sabia

Bohemia dijo...

Sabía cosas de su vida pero no sabía qu había muerto de esa manera...jo!!! pobre...

Bss

Byron y Xinver dijo...

Hola, sí, terminamos hoy miércoles por la tarde los exámenes... Ya veremos los resultados. Menos mal que me ayudan el Xinver y el Byron (a dristraerme claro...)
besos

Mary Lovecraft dijo...

Siempre me llamó poderosamente la atención este personaje, desde muy pequeñita.

admirada y extasiada me quedaba en cada película sobre él o referencia leída sobre él...

gracias por traérmelo de nuevo, un señor especial sin duda alguna.

un besoo!!

Petardy dijo...

·Eros· Hay mucho personaje famoso que tiene vida alucinante, aunque si alguno de nosotros escribiera su biografía seguro que también alucinaríamos.

·joselop44· Desgranaje de anécdotas para acercar al personaje, eso es lo que hago; humanos ya lo son, ¿no?

·Carol· De nada. Si te ha gustado, me quedo satisfecha con el trabajo realizado. Gracias a tí por leerla.

·Diego· Sin duda alguna, la mejor historia donde se encuentra es dentro de la Historia.

·Logan & Lory· Carismático, sin lugar a dudas, hombre y mago, un dos por uno que había que desemplovar del baúl de los recuerdos.

·Byron & Xinver· Gracias a vosotros por leerla. Todo lo que sea escribir entradas que os gusten, sabéis que me hace darme por satisfecha. ¡Qué bien, ya estáis oficialmente de vacaciones estudiantiles! Decidle a Bipe que os tiene que devolver todos los minutos que os ha privado de su compañía.

·HR· Hay un dicho que dice que "de ilusión también se vive" y los magos son las personas que se encargan de hacer cumplir este cometido.

·Seo· No te acostarás sin saber algo más. Houdini fue un gran personaje de la Historia y quería homenajear su recorrido.

·Bohemia· ¿Quién le iba a decir a Houdini que aquel antojo del estudiante le iba a costar la vida? No hay que ser mago para adivinar que un golpe nunca trae nada bueno. Mínimo un cardenal, máximo una rotura interna.

·Mary Lovercraft· Todo un honor haber sido la persona encargada de recordarte a este personaje. Sigue mostrándole esa admiración y así la magia no se esfumará.

Besitos pa'repartir.